Paris bien vale una misa

París bien vale una misa. Esta célebre frase de Enrique IV de Francia y III de Navarra es un buen comienzo para nuestro artículo. El significado de París bien vale una misa es que aunque para alcanzar lo que se quiere se requiera tener que pasar por un trabajo penoso o por un sacrificio, vale la pena. En nuestro blog de viajes la hemos querido usar diciendo:  La torre Eiffel y La Gioconda bien valen una misa.



En nuestra opinión París merece no una sino muchas misas, y hoy destacamos dos misas: La Torre Eiffel y La Gioconda. Como siempre en pasaporteblog todas las fotos son originales nuestras, incluida la de la Mona Lisa.

Paris vaut bien une messe, esta frase la dijo Enrique IV el día que se convirtió al catolicismo, o al menos así nos ha llegado, el 25 de julio de 1593 y por aquel entonces hacía menos de un siglo que Leonardo da Vinci había pintado la Mona Lisa (1503-1506) y dudo mucho que hubiera llegado a París. Por no hablar del Museo del Louvre que no fue museo hasta después de la revolución francesa, entonces el Palacio del Louvre fue destinado (por decreto de mayo de 1791) a funciones artísticas y científicas, concentrándose en él al año siguiente las colecciones de la recién abolida monarquía.

La Gioconda, Leonardo da Vinci, 1452-1519  Retrato e Lisa Gherardini, llamado Mona Lisa o La Gioconda. Museo del Louvre

Enrique IV (1553-1610) y III de Navarra  quiso ser rey de Francia, pero topó con el impedimento de que él no era católico. Entonces, pronunció su célebre frase: “París bien vale una misa”, indicando con ello que estaba dispuesto a convertirse al catolicismo para que le dejasen acceder al trono francés. Otras fuentes dicen que accediendo a las condiciones del rey de España, se  convirtiendo al catolicismo, momento en que se le atribuye la célebre frase.

Otras misas en París:

Catedral de Notre Dame Foto

Palacio de Versalles, si tenéis varios días en París y es primavera Versalles bien vale otra misa.